Las Fallas 2020 se cancelaron a falta de un día y con toda la población fallera preparada. Esta pandemia ha afectado a este sector de forma considerable y en estos momentos sigue dejando su impacto en el mismo.

A principios del 2021 los datos reflejaban que el censo de falleros bajaba de los 100 mil inscritos. Este dato reflejaba cierta preocupación por parte del sector, que ha visto como más de 10.000 personas se han dado de baja. Estas bajas han afectado a las comisiones falleras que continúan con los gastos del día a día. Algunas de ellas muestran su preocupación, y la suspensión de las Fallas 2021 son una muestra más de que la situación no ha mejorado.

El presidente de la Interagrupación de Fallas de Valencia, Guillermo Serrano, explica que la esperanza en la que ahora mismo se escudan las fallas es en la vacunación masiva. “Tenemos cierta esperanza con la vacunación masiva, el objetivo son las fallas del 2022”, explicaba Serrano.

Desde la Interagrupación se están promoviendo diferentes actos para mantener viva la esencia de la festividad más importante de la sociedad valenciana.