Compartir

El Puig de Santa María ha acogido hoy la Jornada de Citricultura. Por sexto año consecutivo Agroseguro ha sido la impulsora de esta actividad dirigida a los profesionales encargados de la contratación de seguros agrarios.

A través de la información y de la aportación de diferentes impresiones, estas jornadas han servido para animar y fomentar la contratación de una línea de seguro vital: el Seguro para Explotaciones Citrícolas.

Durante las ponencias han destacado temas de relevancia para el seguro agrario en general y el de explotaciones citrícolas en particular y es que desde Agroseguro tienen claro la importancia de este.

La VI Jornada de Citricultura ha servido además para hacer balance de los eventos meteorológicos adversos así como sus consecuencias, unas situaciones que han servido para comprobar el buen funcionamiento del sistema de Agroseguro.

Desde Agroseguro han destacado que en 2017 se alcanzó un volumen excepcional de siniestralidad con más de 700 millones de euros siendo el segundo año que más se ha pagado desde la compañía.

La Jornada ha finalizado dando a conocer los nuevos compromisos del plan anual de seguros y ha especificado las perspectivas futuras de este sistema clave para el sector agrario español.