La Policía triplicará su presencia en zonas rurales ante el desplazamiento de 700.000 valencianos
La Policía Local de Valencia en un control de tráfico durante el cierre perimetral de la ciudad de Valencia.

La Comunitat Valenciana ha concluido el tercer fin de semana de cierre perimetral de ciudades de más de 50.000 habitantes. En esta ocasión, la Delegación del Gobierno ha contabilizado un total de 3.371 sanciones de la Policía Nacional. Se trata de la cifra más alta desde que entró en vigor la restricción. Sin embargo, el número de detenciones ha bajado a 17 personas.

Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado han dado por finalizado a las 06:00 horas de este lunes el dispositivo de vigilancia para asegurar el cierre perimetral acordado por la Generalitat.

La ciudad de Alicante ha sido la más conflictiva de todas y en ella se han interpuesto un total de 991 sanciones. A ésta le sigue Valencia capital con 550 sanciones; Elche con 409 y Benidorm con 272. Por debajo quedan Gandía (181); Torrent (179); Paterna (170); Castellón (166); Orihuela (121); Sagunto (114); Elda-Petrer (86); Alcoy (81) y Villarreal (51).

En el caso de detenciones, la capital alicantina vuelve a encabezar el ranking con 14 personas detenidas. A ésta le sigue Valencia con dos detenciones y Alcoy con un detenido.

DISPOSITIVO PARA LAS VACUNAS PFIZER

Tras terminar el dispositivo del cierre perimetral, las FFCCS han puesto en marcha un segundo dispositivo especial relacionado con el coronavirus. Hoy custodiarán la llegada de una nueva remesa de vacunas Pfizer a la Comunitat Valenciana.

Este lunes, en torno a las 13:00 horas, está prevista la llegada por carretera de 39.000 dosis para ser distribuidas en Alicante, Castellón y Valencia. En concreto, esta semana se entregarán 34 bandejas con 195 viales de Pfizer. Hay que recordar que por cada vial se pueden extraer hasta seis dosis.

El departamento de Sanidad Exterior de la Delegación del Gobierno se encarga de comprobar que las dosis llegan en buen estado y son entregadas con todas las garantías a la Conselleria de Sanitat.