El Valencia rozó el sueño europeo con Manolo ‘el del bombo’

El mítico bar de la plaza de la Afición fue uno de los puntos neurálgicos del histórico encuentro contra el Arsenal

La de ayer era una noche para vivirla. Mestalla quería dos finales en el año del centenario, pero el sueño de conquistar Europa se escapó ante el Arsenal.

Miles de aficionados arroparon al equipo naranja en el partido de la semifinal de la Europa League. Y no solo desde las gradas del estadio.

El mítico bar de Manolo el del bombo fue otro de los puntos neurálgicos del histórico encuentro.

A Manolo lo quiere la afición y él devuelve ese cariño desde detrás de una barra en la que ya lleva más de 30 años sirviendo cañas y que se resiste a dejar.

El cuarto gol del Arsenal dejaba seca a una clientela que consumió 8 barriles de cerveza y que mantuvo activo el sueño hasta el empate. Pero conseguir la Copa del Rey bien vale seguir soñando.

Bien sea en el Benito Villamarín o en el local de la plaza de la afición, Manolo y los aficionados ché estarán a la altura.

Amunt Valencia! Sempre!