Dos accidentes colapsan los accesos a Valencia
Retención en la Pista de Silla en sentido a Valencia. / DGT

La semana ha arrancado con problemas para los conductores valencianos. A primera hora de la jornada, Valencia se ha visto afectada por retenciones kilométricas que han dificultado los accesos a la ciudad. Dos accidentes de tráfico y la densidad de coches han provocado cerca de 30 kilómetros de retenciones. Los dos siniestros se han producido en la V-30 y en la V-31 en plena hora punta.

El primero de ellos ha tenido lugar en el kilómetro 9,6 de la V-30 sentido hacia la A-7 a su paso por el término de Valencia. El accidente, cuya causa se desconoce, ha obligado a cerrar a la circulación en el carril izquierdo. La concentración de vehículos ha provocado una retención de alrededor de cuatro kilómetros que ha llegado hasta la localidad de Quart de Poblet.

El segundo siniestro se ha producido en la Pista de Silla (V-31), a la altura de Sedaví sentido Valencia. El accidente ha tenido lugar sobre las 7:30 horas provocando un estrechamiento del carril derecho con su consiguiente retención. El atasco ha llegado a ser de 2,5 kilómetros para acceder a la ciudad. Además, en la dirección contraria de la V-31, a la altura de Sedaví, también se ha producido un atasco de dos kilómetros.

ATASCOS KILOMÉTRICOS PARA ENTRAR EN VALENCIA

Al margen de los accidentes, según los datos de Tráfico se han contabilizado retenciones en otras cuatro carreteras valencianas. La Pista de Ademuz (CV-35) ha sido una de las más afectadas por las afecciones del tráfico. A la altura de Burjassot sentido Valencia las retenciones han sido de dos kilómetros. En la misma vía pero a la atura de la localidad de San Antonio de Benagéber el tráfico ha llegado hasta los cinco kilómetros.

En la zona de Alboraya, concretamente en la V-21, el acceso norte de Valencia también vivía un atasco importante. En dicha carretera la densidad de circulación ha provocado una retención de tres kilómetros de atasco.

Por último, en la CV-36 a su paso por Picanya se contabilizaban otros tres kilómetros de atasco sentido a Valencia; y en la CV-30 de Paterna la congestión ha llegado a sumar otros dos kilómetros en sentido a la V-30, colapsada por el siniestro.