Cinco excursiones para hacer el fin de semana sin salir de la provincia
Castillo de Xàtiva incluido en la ruta de los Borgia.

Valencia todavía tiene limitada la movilidad provincial. A la espera de alcanzar la Fase 3 de la desescalada donde ya se permitirá salir a otras provincias de la Comunitat, son muchos los ciudadanos que estos días buscan planes alternativos para evadirse de la ciudad.

La provincia de Valencia tiene la fortuna de disponer tanto de paisajes de mar como de montaña. Una variedad que permite disfrutar de parajes únicos para recorrer durante esta Fase 2. A continuación dejamos cinco propuestas para redescubrir Valencia.

ANNA | GORGO DE LA ESCALERA

A 45 minutos de Valencia encontramos un gran cañón esculpido por las aguas del río en el municipio de Anna. Se trata del espacio natural conocido como Gorgo de la Escalera, ya que se accede a la zona a través de 136 escalones. Es un buen lugar para relajarse disfrutando del paisaje y de los sonidos del agua que cae en forma de cascada sobre el barranco. Allí encontramos rocas, cascadas y unas aguas cristalinas llenas de pececitos.

XÀTIVA | DOS CASTILLOS CON MUCHA HISTORIA

La localidad de Xàtiva es con diferencia uno de los más vistosos de nuestra región. Está compuesta por dos castillos: El Menor (originalmente íbero) y el Mayor (obra de los romanos). Durante siglos este espacio fue considerado uno de las mejores obras de la Corona de Aragón, tanto por su valor estético como por su ubicación. Se encuentra en una elevación estratégica que permitía controlar la ciudad y la vía romana desde allí. Después de pasar por manos privadas y acabar casi en estado de ruinas, este castillo pasó a ser propiedad del Ayuntamiento de Xàtiva que lo rehabilitó por completo para hacerlo de nuevo visitable.

ONTINYENT | POU CLAR

A 87 kilómetros de Valencia encontramos el paraje fluvial Pou Clar d’Ontinyent. Allí nace el río Clariano y en sus primeros tramos de recorrido se forman pozos excavados por el agua sobre roca calcárea creando láminas de agua con formas redondeadas. Como curiosidad destacar que cada pozo tiene un nombre, que de arriba a abajo se llaman “Pou dels Esclaus”, ”Pou Clar”, “Pou Gelat”, “Pou de la Reixa”, “Pou Fosc” y “Pou dels Cavalls”. Algunas cascadas llegan a alcanzar los 10 metros de altura.

CULLERA | MAR Y CULTURA

Pocos como el faro de Cullera quedan en la provincia de Valencia. Construido en el año 1858, este faro está situado en la punta este del Cabo de Cullera. Reformado en más de una ocasión, el interior de este edificio no se puede visitar pese a estar habilitado para ello. Además, en lo alto de la cima de la montaña se ubica la imponente fortaleza del Castillo de Cullera. Fue construido por el estado cordobés en el siglo IX para el control estratégico de recursos naturales, vías de comunicación y fronteras. Está configurado por la alcazaba y dos albacaras donde vivían las tropas, caballerías, ganado y la propia población en los momentos de asedio.

CHELLA | SALTO DE CHELLA

A 70 kilómetros de la ciudad de Valencia se encuentra el salto del Chella. Está muy cerca de Anna, en algunas épocas del año puede verse una impresionante cascada de 25 metros de altura. Hay una cueva natural llamada “La cueva que llueve”. Esta contiene estalactitas y estalagmitas producidas por las filtraciones de agua de la propia cascada. Además, al salir de esta cueva se encuentra una zona con abundante vegetación llamada “Paraíso”. También se encuentra un pequeño lago al que hay que ir con precaución por la complejidad del acceso.