El ensayo de Sanidad avala mezclar AstraZeneca y Pfizer en menores de 60 años
Diferentes vacunas contra el coronavirus. / EFE

Mezclar la primera dosis de AstraZeneca con una segunda inyección de Pfizer es seguro y recomendable. Los resultados preliminares del ensayo clínico ‘CombiVacs’ han demostrado que la mezcla produce inmunidad. Por tanto, las persones menores de 60 años vacunadas con la primera dosis de AstraZeneca podrían recibir próximamente la vacuna de Pfizer.

El estudio desarrollado por el Instituto de Salud Carlos III ha tenido lugar en cinco hospitales españoles. Además, han participado 663 voluntarios de entre 18 y 59 años que ya habían sido vacunados con la primera inyección de AstraZeneca.

Fue a principios de abril cuando el Ministerio de Sanidad interrumpió la administración de la vacuna británica en los menores de 60 años por el desarrollo de trombos en algunos vacunados. Esta decisión dejó en el limbo de la inmunidad a dos millones de españoles pues con ella se había vacunado a profesores, policías y farmacéuticos, entre muchos otros grupos esenciales.

LA MEZCLA ASTRAZENECA Y PZIFER, SIETE VECES MÁS EFICAZ

Los primeros resultados han determinado que sí sería posible reactivar la vacunación de estas personas. Todas ellas podrían ser vacunados con una dosis de Pfizer en sustitución de la segunda dosis de AstraZeneca.

Según han determinado, no se han detectado efectos secundarios graves. No obstante, han habido reacciones adversas similares a las de otras vacunas pero de carácter leve o moderado. Además, se ha señalado que la mezcla sería hasta siete veces más eficaz que inyectando las dos dosis de AstraZeneca.

Países como Alemania, Dinamarca, Finlandia, Francia y Suecia ya han apostado por este método de vacunación. Esas decisiones internacionales sumadas a los resultados hacen probable que Salud Pública dé luz verde a la mezcla. De ser así, todos los afectados por la paralización de AstraZeneca recibirían próximamente su segunda dosis con Pfizer.