Albal reforma su centro histórico y recupera la zona de la Torre Vigía

La actuación supondrá la creación de zonas de descanso y la semipeatonalización de las calles con el objetivo de ganar espacio para los peatones.

Poner en valor el centro histórico de Albal y mejorar su acceso a los ciudadanos es el objetivo de este municipio valenciano. Las obras de recuperación del entorno de la Torre Vigía, el único Bien de Interés Cultural de la localidad, continúan avanzando a buen ritmo gracias a la apuesta del Ayuntamiento y a la ayuda de la Diputación de Valencia.

La participación ciudadana ha sido clave para el Ayuntamiento de Albal y es que desde un primer momento tenían claro la importancia de contar con la opinión de sus vecinos.

La reforma y rehabilitación del centro de Albal supondrá la creación de zonas de descanso con bancos y vegetación. Además, se semipeatonalizarán las calles con el fin de ganar espacio para los peatones.

Aunque las obras avanzan muy rápido no será hasta el mes de enero cuando finalicen. Una vez concluyan, el Ayuntamiento tiene claro cuál será el próximo paso: abrir las puertas de la Torre Vigía a todos los ciudadanos. Con esta actuación Albal ganará un espacio museístico de calidad y entrará así en las rutas y guías de turismo comarcal.

Albal invierte más de 650.000 euros en la recuperación de su centro histórico