Compartir

La Marina de Valencia ha sido el lugar elegido para empezar a impulsar las bicicletas eléctricas cargadas con energía solar. Se trata de un proyecto impulsado por Las Naves y ha sido llevado a cabo por una de las empresas ganadoras del último concurso de ideas Transition Cities, una forma de luchar contra el cambio climático con proyectos innovadores para la transacción energética.

La ciudad de Valencia tiene las condiciones ideales para potenciar esta energía solar porque tiene un alto porcentaje de días soleados durante el año y una orografía que facilita el transporte en bici. La bicicleta eléctrica se acciona con un motor eléctrico de 350W. El sistema dispone de 4 placas solares de 300w cada una situadas en los tecos de las estaciones de descarga. El sistema tiene unas baterías para aprovechar al máximo la energía producida por las placas, pero también garantizar el suministro de caso necesario.

El proyecto busca promover la movilidad eléctrica sostenible y la producción de energías renovables en la ciudad de Valencia. La iniciativa quiere probar la instalación de esta nueva tecnología en un contexto real y evaluar el potencial de la instalación para crear conciencia sobre la movilidad sostenible urbana. El regidor d’Energies Renovables del Ajuntament de València, Roberto Jaramillo, ha destacado que “además del beneficio para el medio ambiente, estas bicis también cumplen con una importante labor social ya que son accesibles para personas con movilidad reducida”.

El piloto se ejecuta en colaboración con La Marina de València, donde se instalará y operará durante las próximas semanas para ofrecer a todos de manera gratuita la oportunidad de disfrutar de un paseo en bicicleta eléctrica. La Marina de València ha accedido a permitir su instalación en un lugar estratégico en la intersección de la zona turística y el paseo marítimo, garantizando una alta visibilidad del proyecto y alto impacto. Al final del proyecto, se analizará el impacto de la actividad incluyendo el potencial de replicación más amplia, el número de usuarios y usuarias, así como los datos de kg de CO2 no emitidos.