Valencia sale a la calle contra la reconversión de la autovía de El Saler

Vecinos de las pedanías del sur se oponen a la modificación de la CV-500 al considerarla perjudicial para su movilidad personal y empresarial

Saler

Tractores, furgonetas y motoristas valencianos se han concentrado esta mañana junto al Palau de Les Arts para iniciar una marcha por las principales calles de Valencia con el objetivo de mostrar su rechazo a la reconversión de la autovía de El Saler anunciada por el Consell el pasado mes de octubre.

La caravana de vehículos procedentes de las pedanías del sur de Valencia han llegado hasta la plaza del Ayuntamiento para manifestarse frente al consistorio y es que los participantes aseguran que la modificación de la CV-500, proyecto que impulsa la pérdida de un carril por cada vía de circulación, supondrá una traba importante para el desplazamiento de los habitantes de esta zona así como para los comerciantes de la huerta valenciana que buscan dar salida a sus productos en la ciudad.

Durante la manifestación han podido leerse carteles de protesta contra el gobierno valenciano y se ha mostrado la indignación de los asistentes quienes no han dudado en expresar sentirse «olvidados» tal y como ha detallado Las Provincias.

Manifestantes protestan junto al Ayuntamiento de Valencia.

Litoral de la Albufera

El programa de paisaje del litoral de la Albufera plantea las siguientes acciones: definición del trazado de la Vía Litoral por la Albufera, integrando los recorridos ya existentes, dotándolos de homogeneidad, así como de sus conexiones trasversales con los elementos de mayor valor ambiental, cultural y paisajístico. Se trata de potenciar itinerarios emblemáticos como el acceso a El Palmar y la recuperación del Camí del Tremolar.

Manifestantes concentrados frente al Ayuntamiento contra la reconversión de la CV-500.

En el primer caso, la propuesta estudia la reconversión integral de la carretera de acceso al Palmar, transformándolos en un itinerario compatible para ciclistas y peatones, la extensión de la Reserva Natural del Racó de l’Olla, y la regeneración de las zonas agrícolas degradadas y su conexión con los sistemas hídricos.

 

En el segundo caso destaca la recuperación del camino histórico entre Pinedo y Castellar-l’OLiveral (Camí del Tremolar), proponiendo la habilitación de una senda ciclista y peatonal siguiendo el trazado de este camino, poniendo en valor el patrimonio agrícola y paisajístico en el contexto del Plan de Acción Territorial de Ordenación y Dinamización de la Huerta.