Interior Lateral Patriarca de Valencia.

El grupo gastronómico Lateral ya ha abierto las puertas en la ciudad de Valencia. La empresa madrileña ha arrancado su actividad con un local de 400 metros cuadrados y dos amplias terrazas en pleno centro de la ciudad, concretamente en la Plaza del Colegio del Patriarca número 6.

La apertura en Valencia forma parte del crecimiento nacional por el que está apostando la compañía, en marcha desde 1997, y es que Lateral Patriarca se suma así a la decena de locales del grupo que cuenta actualmente con ocho restaurantes en Madrid y uno en las ciudades de Barcelona, Córdoba y Málaga.

Lateral
Los pinchos de tortilla, uno de los platos estrella de Lateral.

Lateral es uno de los espacios más conocidos del sector gastronómico madrileño por combinar en su carta una variedad de pinchos individuales con otros formatos para compartir. En su propuesta conviven recetas tradicionales con otras más creativas incorporando en cada cambio de carta productos diferentes según temporada.

Además, un aspecto llamativo del grupo es que cada restaurante cuenta en el menú con la sección “Lateral Experience”, unos platos que cambian en función del local en el que se encuentre. En el caso de Valencia las “Experiencias Lateral” están formadas por tres platos: all i pebre de anguila, ensalada de naranja con merluza ahumada y wrap de cochinillo con salsa de pepino y yogurt.

Así es Lateral Patriarca

Además de la gastronomía, Lateral es una firma en la que se apuesta por el espacio combinando su carta con un estilo de vida asociado al diseño y al interiorismo. El local de Valencia se distribuye en una planta principal con dos espacios claramente diferenciados y conectados entre sí por una zona de paso.

Interior de Lateral Patriarca en Valencia.

El proyecto de interiorismo, inspirado en la frescura del mediterráneo, lo firma Cousi, integrando elementos naturales, artesanía y cerámica, logrando diferenciar los dos espacios; una primera zona más informal con aires de playa, donde la luz se refleja en los tonos azules y blancos predominantes, aportando la frescura de la costa, junto elementos cerámicos que asemejan formas marinas.

En la segunda zona, con una decoración más sofisticada, se fusionan elementos de decoración como las lámparas cerámicas, con materiales naturales, que unidos a formas orgánicas recreadas en las bancadas actúan como elemento de separación entre espacios.

El paraíso del queso en Valencia cuenta con más de 150 variedades de sabor