Debate de investidura | El Gobierno de España en juego

Unidas Podemos sigue sin desvelar su voto aunque mantiene la petición a Sánchez sobre adquirir más competencias dentro del Gobierno

pedro sánchez y pablo iglesias

(ALBA SÁEZ)-. La incógnita sobre cuál será la decisión definitiva de Podemos para la investidura sigue vigente. El partido liderado por Pablo Iglesias no ha decidido, todavía, su voto en el debate de investidura de este jueves. El grupo Podemos conserva la esperanza de que Pedro Sánchez esté dispuesto a volver a la mesa de negociaciones y acordar una coalición de gobierno si el actual presidente les ofrece liderar más competencias.

Pablo Echenique, secretario de Acción de Gobierno y Acción Institucional de Podemos, ha explicado a los medios las razones por las que el grupo no cede a la última propuesta ofrecida por el PSOE. De esta manera lamenta los ministerios que se les proponía como Vivienda o Igualdad, los cuales, según Echenique estaban vacíos de competencias impidiendo mejorar la calidad de vida de las personas.

A su vez, Pablo Echenique ha confirmado que Unidas Podemos planteó dirigir seis puestos en el Gobierno. Una de esas competencias hacía referencia a una de las vicepresidencias y las cinco restantes a ministerios puesto que su formación obtuvo un tercio de los votos.

EL PSOE PIDE A PODEMOS «RECAPACITAR»

Por otra parte, María Jesús Montero, Ministra de Hacienda en funciones, ha advertido este jueves que el PSOE no va a ceder competencias tan importantes como lo son justicia social o Hacienda. De esta manera ha animado a Unidas Podemos a «recapacitar» hasta el momento cumbre de la votación. Montero también asegura que la propuesta impartida por el PSOE era más equilibrada y razonable para poder llegar a un acuerdo.

Sobre si la oferta del Partido Socialista es inamovible, la Ministra de Hacienda responde que sí. Lo defiende alegando que «hemos ofrecido distintas propuestas, pero al final las pretensiones desmedidas de Unidas Podemos pretendían hacer dos gobiernos en uno», imposibilitando, de esta forma, poder llegar a un acuerdo. Además, Montero es partidaria de haber formado un gobierno de coalición «siempre y cuando se respetaran la proporcionalidad de los resultados electorales».