El Consell estudia ampliar la exigencia del pasaporte Covid a más establecimientos
Una persona muestra un código QR para entrar a un local de ocio nocturno. / LORENA SOPENA (EUROPA PRESS)

El pasaporte Covid valenciano podría ampliar su exigibilidad más allá del ocio nocturno y la hostelería. La Conselleria de Sanitat estudia incrementar el tipo de establecimientos donde sea obligatorio acceder con dicho documento.

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha anunciado que el Consell ya trabaja en esta línea. El objetivo es doble: fomentar la vacunación entre los ciudadanos no inmunizados y frenar el avance de la sexta ola de la pandemia.

Según Puig, la exigencia del pasaporte Covid acarrea tres beneficios: «un recuerdo permanente de que el virus sigue ahí; favorece espacios más seguros porque los no vacunados propagan más el virus; y sirve para que muchos reticentes se hayan vacunado», ha señalado en un desayuno informativo organizado desde el diario Levante EMV.

Desde el sábado 4 de diciembre, el certificado Covid ha sido necesario para acceder a pubs; discotecas; restaurantes con aforos de más de 50 personas; hospitales y residencias de mayores. Aunque el jefe del Consell no ha desvelado en qué otros establecimientos se exigirá, sí ha avanzado que será en aquellos lugares cerrados donde es difícil mantener la mascarilla. Según dicha descripción, los cines podrían ser los próximos puntos donde se solicite el pasaporte Covid por ser espacios donde también hay consumo de alimentos y bebidas.

Por otra parte, Puig sí ha descartado en qué sitios no será necesario contar con el certificado. El líder del PSPV ha señalado que no se contempla pedir el pasaporte en comercios. Además, ha rechazado seguir la línea de los hospitales de Baleares donde se ha comenzado a exigir el pasaporte Covid a los propios sanitarios.

PUIG SE REÚNE CON EXPERTOS DEL COVID

Ximo Puig ha aprovechado la ocasión para hablar de la repercusión que el certificado de vacunación ha tenido en el avance de la inmunización. Según ha desvelado, en noviembre se administraba una media de 620 vacunas al día. Desde el pasado 4 de diciembre la vacunación se ha disparado a 2.400 dosis diarias. «Solo por eso ha valido la pena», ha declarado.

Ante la subida de casos en la Comunitat Valenciana con una incidencia acumulada de 455,99 casos por cada 100.000 habitantes, Ximo Puig se reúne este miércoles con expertos de la pandemia para consensuar los pasos a seguir.

De momento la medida que se busca ampliar es la del pasaporte Covid. Sin embargo, su modificación deberá contar con el visto bueno del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana. Por ahora estará en vigor hasta el próximo 4 de enero.