Plurilingüismo
Compartir

El pleno del Consell ha aprobado un decreto ley sobre plurilingüismo que se aplicará, este curso, en Infantil de tres años y en las aulas experimentales de dos años.

Más concretamente, los tres programas lingüísticos que recoge la norma responden a la elección de centro y la distribución curricular que realizaron las familias en la matriculación de sus hijos. Así, a cada escuela sostenida con fondos públicos le corresponderá uno de los programas establecidos en este decreto ley.

Ha sido el conseller de Educación, Vicent Marzà,  quien lo ha anunciado en la rueda de prensa posterior al primer pleno del Consell tras las vacaciones de verano.

Tal y como ha explicado el conseller, el programa plurilingüe A se aplicará en el 54 % de centros y se asigna a aquellos que han ofertado una distribución curricular que contiene entre 16 horas 30 minutos y 18 horas 30 minutos en valenciano; 4 horas en castellano, y de 0 a 2 horas en inglés.

El programa plurilingüe B (30 % de centros) corresponde a los centros que han ofertado entre 8 y 9 horas en valenciano; entre 11 horas 30 minutos y 14 horas y 30 minutos en castellano, y de 0 a 2 horas en inglés.

El programa plurilingüe C (16 %) se asigna a las escuelas que imparten 4 horas en valenciano; entre 16 horas 30 minutos y 18 horas 30 minutos en castellano, y de 0 a 2 horas en inglés.

En el resto de los cursos, seguirán vigentes los programas del pasado año.

Según ha explicado Marzà, el decreto ley persigue garantizar seguridad en el inicio de curso para el alumnado, las familias y el profesorado valencianos y el cumplimiento de las decisiones judiciales.

Ahora, y siguiendo los trámites, el decreto ley entrará en vigor cuando se publique en el Diario Oficial de la Generalitat Valenciana (DOGV). Les Corts tendrán 30 días naturales para convalidar la norma, lo que implica que se hará antes de que el empiece el curso escolar, han explicado desde el Consell.

Por otra parte, Vicent Marzà ha señalado que el citado decreto se hace público el día en el que arranca el curso escolar para el profesorado, respetando así los tiempos judiciales.

Al respecto ha dicho: “Hemos esperado una respuesta al recurso que interpusimos ante el Tribunal Superior de Justicia para que aclarase cómo se tenían que aplicar sus resoluciones. Este decreto resuelve una situación de extrema necesidad y respeta lo que las familias eligieron”, ha insistido.