Compartir

(EFE).- El portavoz de Compromís en el Congreso, Joan Baldoví, ha instado hoy a Unidos Podemos y al PSOE a consensuar y “hablar reposadamente” con “la tranquilidad del verano” sobre una moción de censura contra Mariano Rajoy que podría presentarse en septiembre para abrir posibilidades de que saliera adelante.

Esos son los plazos razonables que deberían darse, según Compromís, para garantizar que una moción de censura tuviera el suficiente apoyo para prosperar en el Congreso, algo que no ha logrado hasta ahora la registrada por Unidos Podemos y que se debatirá el 13 de junio.

Baldoví, en rueda de prensa en el Congreso, ha insistido en que “sería mucho mejor una moción que saliera adelante en septiembre que no una en junio que se quedará por el camino”; argumento con el que ha defendido su oferta a Unidos Podemos para que aplace su moción hasta que el PSOE elija a su nueva dirección en el Congreso del 17 y 18 de junio.

Para hacer realidad ese aplazamiento, en la práctica Unidos Podemos debería retirar su moción de censura, pero el beneficio sería -según Compromìs- que se podría empezar a discutir otra nueva que “genere más consenso y apoyos” y que obligue a todos los grupos de la cámara a definirse.

A cambio, Compromís pide gestos a los socialistas y a Pedro Sánchez: que comprometan de forma clara su intención de que “efectivamente van a caminar para presentar una nueva moción de censura”, y que no se limiten a no descartarlo o a pedir la dimisión de Rajoy.