Compartir

La historiadora Noelia Rangel acerca la huella que el pintor Joan Reixac dejó en el pueblo de Catarroja con un retablo para la iglesia de San Miquel. A pesar de que no hay contancia física de la obra, sí documentación que así lo certifica, después de la investigación y estudio de archivo de Rangel. Y precisamente, dentro de la Semana Cultural, se ha organizado una conferencia para dar a conocer quién era Joan Reixac, el documento descubierto y qué importancia tiene su obra.

Además, dentro de los actos programados, destaca la exposición de las obras seleccionadas en el XIV Premios Milagros Mir de Pintura en el Teatro Auditorio. Todo, en una semana importante para el municipio, como destaca el mismo alcalde y regidor de Cultura, Jesús Monzó

Una oferta cultural que tendrá su plato fuerte, la próxima semana, con la entrega de los 37 Premios Vila de Catarroja, y donde la diversidad en sus diferentes vertientes ha quedado más que constatada.