Era post-COVID: ¿Pueden cobrar más por los mismo servicios de antes?
Un hombre se corta el pelo en una peluquería de Vitoria. / FOTO: Iñaki Berasaluce - Europa Press.

Los peluqueros reivindican una bajada del IVA porque dicen que ellos no ofrecen un servicio de lujo para tener soportar esa carga impositiva tan alta del 21%. Se ven como un servicio esencial por eso reclaman que baje al 10%.

En España hay unos 50.000 salones de peluquería que ahora durante la pandemia del coronavirus han perdido mucha clientela. De seguir pagando un IVA tan alto aseguran que 4 de cada 10 negocios se verán abocados a la quiebra.

La mayoría son pequeñas empresas para las que la bajada del impuesto les permitiría mantener por toda España miles de puestos de trabajo. Calculan que si no consiguen que el IVA baje a los de servicio esencial…. más de 20.000 peluquerías irán a la quiebra. La mayoría son pequeños negocios sin margen de beneficio que se verán obligados despedir a sus pequeñas plantillas.