La productora Giovanna Ribes critica el maltrato al audiovisual valenciano

La presidenta de la asociación de Productores Audiovisuales Valenciano confiesa sentirse esperanzada con la apertura de À Punt y critica el desconocimiento de la profesión.

91
Giovanna

La asociación de Productores Audiovisuales Valencianos (PAV) está de estreno con una nueva presidenta a su frente: Giovanna Ribes. La responsable de Tarannà Films y miembro de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España afronta el cargo «con responsabilidad» ya no sólo a nivel laboral sino también nivel social y es que Giovanna tiene muy claro que el colectivo audiovisual, como creador de contenido, debe contribuir a «mejorar» la sociedad.

1. Nuevo año y nuevo cargo, ¿cómo afronta la presidencia de la PAV?

Sinceramente con responsabilidad porque muchas veces me dan la enhorabuena por ser la nueva presidenta y yo pienso por qué. Creo que no es una cuestión de llegar a una presidencia, sino que tú formas parte de un colectivo y de una asociación. Lo que sucede es que a veces la gente se cansa de representar a las asociaciones y por lo tanto necesitan relevo y es comprensible porque no se puede estar ahí 24 horas permanentes. Por eso cuando me lo propusieron me pareció bien, creo que ahora estoy preparada y espero hacerlo correctamente.

2. ¿Qué programa pretende seguir para defender los intereses de los productores audiovisuales valencianos?

Principalmente debe tener todo una cohesión y debemos darnos cuenta de que formamos parte de un colectivo que es muy grande en el que además tenemos dos responsabilidades: la primera es una responsabilidad como trabajador en su sector, de hacer las cosas bien y crear toda la estructura que es el tejido audiovisual; pero también como creadores de contenidos, tenemos la responsabilidad de formar parte de una sociedad que se supone que tenemos que mejorar.

3. ¿Considerarías que sois un sector maltratado?

Ha sido un sector muy maltratado porque no hemos sido considerados ni por la administración ni por nuestros compañeros que conforman la sociedad. El audiovisual está en muchas mentes como algo bohemio y parece que vivimos del aire, que no trabajamos y que siempre estamos pidiendo. Quizás es algo que sucede por desconsideración o una falta de entendimiento de nuestro trabajo.

Por ejemplo, cuando cerró Canal Nou se hablaba de todo lo relacionado con el ente autonómico pero nunca se mencionaba todas las empresas que había detrás y todos los trabajos que se generaban fuera con un número mucho mayor al de la propia televisión. Por eso considero que hay desconocimiento del sector y todavía continúa así en la sociedad.

4. ¿Puede ser que la culpa de ese desconocimiento la tengan ustedes?

Nosotros lo seguimos explicando una y otra vez, lo que sucede es que hay quienes intentan dar la imagen de todo es glamour y así no se enseña positivamente la otra cara del trabajo cotidiano. Esto debería ser un tema para trabajar en las escuelas, enseñar que no es simplemente ser visible y tener una cara sino que existe todo un trabajo detrás. Por otro lado yo creo que es importante poder estar todos juntos: actores, productores, directores, técnicos, etc., para así hacer que se comprendan mejor nuestras necesidades.

5. Es decir, que se os habéis dado cuenta ahora de que la unidad es importante para conseguir vuestras reivindicaciones…

Sí, yo creo que antes había un velo que parecía que no nos dejaba ver al otro y esto ya se ha roto. También la voluntad política ha hecho que podamos empezar a trabajar conjuntamente, por tanto cuando se hable del conjunto  audiovisual que se hable del conjunto audiovisual en todos los sentidos.

6. À Punt abrirá muy pronto, ¿cómo cree que va a cambiar la situación?

Pues yo espero que a mejor lo que pasa es que las cosas no se hacen con la velocidad que nosotros necesitamos. Se están empezando a hacer proyectos y se están comprando otros que ya están acabados pero como hemos pasado una temporada tan jodida necesitamos que vaya todo más rápido. Sin embargo, entendemos que las cosas están bien y estamos muy esperanzados.

“L’audiovisual valencià ha sigut un sector molt maltractat”