pascuas

Las vacaciones de Semana Santa son una invitación en firme a escapar de la ciudad. Muchos deciden aprovechar para abandonar el país durante estos días, pero bien es verdad que no hace falta irse muy lejos para desconectar. La Comunitat Valenciana ofrece enclaves perfectos para este pequeño ‘break pascuero‘, y en 7 TeleValencia te queremos dar algunas pistas. ¿Cuáles son los mejores pueblos de la Comunidad para pasar estas Pascuas?

Morella

Además de los encantos de sus calles, su gente, su castillo, su muralla o sus portales, de Morella destacan las Cuevas de Morella La Vieja. Dentro de ellas podrás observar pinturas rupestres del neolítico con numerosas representaciones de figuras humanas y de completas escenas sobre aquel hombre del neolítico. Además, podrás ver restos de grandes dinosaurios en un museo habilitado para lo cual, el que se encuentra en la Torre de San Miquel, en la muralla de la ciudad o visitar el precioso Convento de Sant Francesc.

Ares del Maestrat

Recorrer sus calles transmite la sensación de estar paseando entre dos mundos, por el hecho que la mezcla entre muros de piedra y fachadas preciosas de las casas es más que notable por sus rincones a lo largo de un paseo por este bello pueblo. Sus pinturas rupestres en la Cueva Remigia, su castillo con restos ibéricos, una prisión de los tiempos de Jaime I, una Iglesia con un campanario de la edad mediana… todo esto, además del encanto de sus calles, hará que os enamoráis a primera vista de esta pequeña población de tan solo 200 habitantes.

Bocairent

Bocairent es un pueblo encantador. Esta localidad de la Vall d’Albaida cuenta con la plaza de toros más antigua de la Comunidad Valenciana y una de las más viejas de España, todo un monumento digno de visitar por su bellísima arquitectura. Sus calles tienen reminiscencias de villa medieval, sus alrededores permiten pasear por la Serra de Mariola, bañarte en el Pozo Claro, visitar El Charco Azul o lo Vinalopó. Estando en Bocairent es imprescindible acudir a las famosas Covetes de los Moros, un lugar que hará que todavía os enamoráis más de uno de los pueblos más singulares de la nuestra terreta.

Peñíscola

Conocida como Ciudad en el Mar, destaca por su singular ubicación sobre un peñasco que se adentra en el agua. El punto más elevado el ocupa el imponente Castillo del Papa Lluna, desde el cual es posible divisar la bahía de Peñíscola. Los callejones de la ciudad antigua están cargadas de encanto, siempre acompañadas de la brisa marina.