Era post-COVID: ¿Pueden cobrar más por los mismo servicios de antes?
Un hombre se corta el pelo en una peluquería de Vitoria. / FOTO: Iñaki Berasaluce - Europa Press.

Poco a poco vamos recobrando la normalidad, y empiezan a funcionar servicios que hasta ahora no estaban disponibles. Pero para hacerlo con garantías para empleados y clientes hay que adoptar medidas especiales de limpieza y desinfección. Por supuesto, esto supone un esfuerzo en términos de tiempo y dinero. Sin embargo, ¿te pueden cobrar más?¿Es el consumidor quien debe asumir ese coste? No todo, no siempre y no de cualquier manera.

La Organización de Consumidores y Usuarios está recibiendo quejas de ciudadanos que estos días han vuelto a sus establecimientos habituales. Han manifestado su desacuerdo por el cobro de suplementos de desinfección. En algunos casos se han denunciado sobrecostes que llegan a ser de hasta 60 euros por servicio.

¿ES EL CONSUMIDOR QUIEN DEBE ASUMIR ESE COSTE?

Desde la OCU han querido dar respuesta a esta cuestión. Según ellos, pagar un suplemento por la desinfección del local al que se acude sí es legal. Aseguran que los esfuerzos para garantizar las medidas de higiene y protección contra coronavirus tienen un alto coste para los empresarios. Del mismo modo, se puede cobrar por poner a disposición del cliente el gel hidroalcohólico o por los guantes y mascarillas que se entregan.

No obstante, desde la OCU señalan que ese coste para el consumidor debe ser ajustado al precio real y proporcional, es decir, repartido entre quien ofrece el servicio y quienes lo disfrutan. Además, siempre se debe informar previamente a los clientes de que se va a cobrar por ello.

Teniendo en cuenta esto, la OCU afirma que cobrar 60 euros por la desinfección, como ha sucedido en alguna clínica dental y algún taller de coches, podría considerarse abusivo y denunciarse. En caso de sufrir uno de estos casos, la OCU recomienda contactar con ellos por medio de un email para exponer el problema e informar así a las administraciones competentes.