El albergue del terror se esconde en la provincia de Valencia

Millares es un municipio de Valencia en el que se encuentra un albergue que guarda historias paranormales. Tal es así que el famoso programa ‘Cuarto Milenio‘ de Iker Jimenez ya ha realizado un reportaje analizando este fenómeno. Una historia que merece ser contada y que muy pocos conocen.

Este albergue, alejado de la población, era antes un cuartel de la Guardia Civil que permaneció activo más de 40 años, desde 1950 hasta 1992. En ese entonces sucedió su primer caso paranormal.

Fue en el 1987 cuando un guardia civil llegó asustado diciendo a su compañero que había escuchado golpes y una mujer cantar. El hombre estaba totalmente aterrorizado, tal y como narraron en ‘Cuarto Milenio’ el agente Jose María García y la vecina Juana Más Vivó. Sin embargo, esta historia quedó finalizada para ellos y no volvieron a escuchar nada más fuera de lugar.

EL CUARTEL SE TRANSFORMA EN UN ALBERGUE

Durante unos años, el edificio estuvo totalmente abandonado hasta que recibió ayudas y se pudo abrir como un albergue municipal. Se reformó totalmente para convertirse en un lugar de ocio.

La verdadera historia que causa verdadero terror es la que vivieron las hermanas Mónica y Fanny. Ambas era educadoras infantiles y trabajaron desde 2002 hasta 2006 en el albergue. Cuentan que un día mientras se arreglaban en el baño, vieron por el espejo a una extraña mujer que pasaba por el pasillo. Ellas mismas explican que fue como estar en dos dimensiones distintas. Además de este caso, también a veces escuchaban voces y cánticos.

En 2010 llegó un dato curioso. Se encontraron unos hallazgos arqueológicos y se autorizó poder excavar. Fue entonces cuando aparecieron unos esqueletos mirando al oeste, es decir, enterramientos islámicos. Por ello, se llegó a la conclusión de que antes había en ese terreno un cementerio musulmán.

EL ALBERGUE REABRE SUS PUERTAS

Este 2021 una pareja de Buñol ha decidido reabrir el Albergue de Millares. Tras estar un año cerrado debido a la pandemia, esta pareja ha vuelto a abrir las puertas de este albergue tan misterioso.

La apertura del edificio supone una gran ayuda económicamente para Millares ya que atrae a numerosos turistas. Con la crisis causada por el coronavirus, todos estos tipos de negocios se han visto perjudicados pero poco a poco va volviendo todo a la normalidad.