Compartir

La concejalía de Movilidad Sostenible es una de las más polémicas que existen actualmente en el Ayuntamiento de Valencia. Su titular es Giuseppe Grezzi, un hombre que ha transformado la ciudad para conseguir que sea una urbe más sostenible, respetuosa con el medio ambiente en favor de la bicicleta y en detrimento del transporte privado.

Para llevar a cabo esa transformación ha sido necesario una puesta en marcha de una serie de obras como el famosos Anillo Ciclista que ha impulsado el propio Grezzi. En algunas zonas de la ciudad ya es una realidad y en otras está construyéndose todavía. Un proyecto que permitirá recorrer Valencia sin bajarse de la bicicleta que gusta a muchos, pero a otros parece que no tanto.

Grezzi
Tráfico de coches en el Paseo de la Alameda de Valencia.

Una de las voces más críticas de las políticas de movilidad es el regidor de Ciudadanos en el Ayuntamiento, Narciso Estellés. Desde su grupo afirman que están de acuerdo en la teoría, pero no con las formas y que la única cosa que ha conseguido Grezzi “es una ciudad caótica”.

Peró si hay un gran defensor del trabajo de Giuseppe Grezzi ese es Joan Ribó. El alcalde de la ciudad opina que su compañero de gobierno se una persona sensata y que está realizando “muy bien” su tarea

Valencia está acercándose al modelo de ciudades sostenibles como pueden ser Copenhague​ o Amsterdam y que tienen la sostenibilidad por bandera. Aunque, como dice el refranero español: nunca llueve a gusto de todos.