Compartir

Comienza el tercer proceso #DecidimVLC, la iniciativa que busca asegurar la participación de la ciudadanía y el empoderamiento de vecinos y vecinas en la toma de decisiones sobre las inversiones a realizar en el municipio y en el diseño del modelo de ciudad. La concejala de Participación Ciudadana, Neus Fàbregas, ha presentado hoy la convocatoria, que en esta ocasión presenta varias novedades.

La principal novedad es que, por primera vez, no solo será la sociedad civil la que planteará las propuestas que serán sometidas a votación, sino que también desde los servicios del Ayuntamiento se presentan proyectos a realizar, y que ya pueden ser consultados en la web.

En segundo lugar, toda la información sobre las anteriores convocatorias: los proyectos aprobados, su presupuesto y su estado de ejecución, está ya disponible en la misma web, y se irá actualizando cada mes, de manera que las y los interesados podrán conocer la evolución progresiva de las actuaciones.

Finalmente, en esta convocatoria se va a poner en marcha, de manera experimental, un sistema de votación mediante urna digital, que está desarrollando la Concejalía de Transparencia con la Cátedra Gobierno Abierto de la Universidad Politécnica de València, con el objetivo de acabar con la llamada brecha digital, es decir, la falta de acceso a los medios de participación digitales por parte de determinados sectores sociales.

Todas estas novedades configuran una convocatoria en la que, en palabras de Neus Fàbregas, lo que se quiere es promover el pensamiento “sobre el modelo de ciudad que queremos, sobre los elementos comunes, ya no tanto desde el barrio o desde el distrito urbano, sino sobre todo desde el concepto global de ciudad”. Como es conocido, la Consulta Ciudadana de Inversiones es un mecanismo de participación local que contribuye a que las vecinas y vecinos de la ciudad de València se involucren en la toma de decisiones sobre la ejecución del presupuesto municipal destinado a realizar inversiones.

Por ello, desde los servicios municipales también se ha realizado un gran esfuerzo para plantear proyectos globales de interés ciudadano que puedan formar parte de la votación general en esta convocatoria.

En total, los técnicos del Ayuntamiento han planteado 16 proyectos de distinto carácter y dimensiones, todos ellos de ciudad: mejora de la eficiencia energética de la instalación de alumbrado; centro de recuperación de gatos de la calle; creación de islas sonoras en la ciudad de València; actualización y modernización de imagen y contenidos de IDEs (Instalación Deportiva Elemental) en toda la ciudad de València; construcción de un nuevo campo de fútbol y vestuarios; baños públicos en el jardín del río Turia; intervención urbanística en el paso subterráneo de la autovia del Saler; suministro y colocación de bancos en diversos sitios de la ciudad; centro municipal de actividad para personas mayores; wifi público en los pueblos de València; instalación de papeleras ecológicas, de jardines con dispensador de bolsas; soterramiento de contenedores de residuos urbanos en la vía pública en núcleos históricos; restauración refugio guerra civil; reurbanización de las avenidas de Pérez Galdós y Gioergeta; carril bici en la Gran Via Fernando el Católico-Ramón y Cajal; y carril-bici de Serrería.

Desde hoy y hasta el próximo 8 de noviembre, todas las personas mayores de 16 años empadronadas en València pueden presentar sus propuestas de inversión para un ámbito urbano concreto o para el conjunto de la ciudad, y el mínimo de apoyos que deberá recabar cada propuesta para pasar a la fase de estudio de viabilidad será de 100, las de la ciudadanía, y 200 los proyectos planteados por el Ayuntamiento. Cada persona podrá apoyar un máximo de 5 propuestas de inversión.

Del 9 al 30 de noviembre, las propuestas que hayan alcanzado los apoyos suficientes pasarán a ser estudiadas por los servicios técnicos municipales, los cuales valorarán que cumplen los requisitos de legalidad y viabilidad y presupuestarán el coste de cada una. Inmediatamente después, del 1 al 15 de diciembre, se realizará la fase de votación en sí, en la que se decidirá cómo gastar el presupuesto total de 7 millones de euros. El sistema de votación será de “lista de la compra”, es decir, cada persona podrá ir votando propuestas hasta sumar el importe total, o solo las que más gusten sin necesidad de alcanzar esa cantidad. Y las propuestas más votadas, hasta que alcance el presupuesto, serán las que iniciarán su ejecución en 2018.

URNA DIGITAL

Como en las ocasiones anteriores, los votos y los apoyos podrán realizarse por vía telemática en las sedes de las juntas de distrito y de los centros municipales de juventud, con asistencia. Pero se va a poner en marcha un proyecto piloto de votación mediante urna digital, que se pretende normalizar en la convocatoria del próximo año, una vez validado su funcionamiento, “y que puede convertirse en una muy potente herramienta para impulsar el empoderamiento ciudadano y la participación de las entidades sociales de la ciudad”, en palabras de la concejala.

Esta urna digital será testada los días 9 y 12 de diciembre, en la plaza de la Virgen y en el Ayuntamiento (Salón de Cristales), respectivamente, para analizar su funcionalidad de cara a futuras acciones.

Finalmente, todas las personas interesadas en conocer el estado de los proyectos que han formado parte de los presupuestos participativos en las anteriores convocatorias ya disponen de toda la información detallada en la web en el apartado “Años anteriores”. Allí se han incluido los resultados de las anteriores votaciones, los mapas de localización de las actuaciones, estadísticas de participación, estados de ejecución y presupuesto… entre otros datos, y se actualizan cada mes.

La concejala de Participación Ciudadana, Neus Fàbregas, ha animado a la ciudadanía en general, y a la juventud en particular, “a que tomen parte en esta acción participativa y se impliquen en el modelo y en el diseño de la ciudad en la que habitamos y que queremos”.