Compartir

“Del Tros al Plat” es la última apuesta presentada por la Diputación de Valencia. Se trata de un proyecto turístico centrado en la calidad de los alimentos de proximidad como sello diferenciador.

Los productos autóctonos como el arroz, el pez azul y la cereza son los protagonistas de “Del Tros al Plat”, el evento celebrado en el edificio Veles e Vents que aúna turismo, agricultura y gastronomía local.

Esta acción impulsada por las instituciones valencianas reivindica el territorio como destino turístico a través de sus alimentos de proximidad; para ello los asistentes han podido degustar platos típicos de la cocina valenciana en un ambiente único.

Valencia es este año Capital Mundial de la Alimentación y, como parte de su programación, esta iniciativa une a productores, mercados y cocineros con un mismo objetivo: promocionar la alimentación local como reclamo turístico.

Bajo el lema “el camí més curt a la felicitat”, este proyecto defiende que en el territorio valenciano no hace falta recorrer grandes distancias para disfrutar de los mejores platos.