Compartir

El Ayuntamiento de Silla con su alcalde a la cabeza, Vicente Zaragozà, está inmerso en una batalla. El máximo representante político del municipio califica de “vergüenza” el problema que sufren los usuarios de la estación de Renfe de la localidad.

La estación de Silla de Renfe donde los usuaruos van desde Valencia y los que van desde Gandia hacen trasbordo no cuenta aún con un ascensor. “Las personas con movilidad reducida no pueden utilizar las instalaciones y Renfe no pone ninguna solución”, ha destacado Zaragozà.

El alcalde del municipio ha explicado a 7 Televalencia que están trabajando en tres vías institucionales. Por un lado, a través de Conselleria, aunque no es su competencia, intentan que reivindiquen las obras para construir el ascensor. Además, el Ayuntamiento de Silla ha pedido una reunión en Madrid con el director general de Fomento y la última de las vías es hacer acciones políticas con los diputados valencianos en el Congreso de los Diputados.

“Si antes de final de año no tenemos el ascensor, la siguiente vía es la movilización”, ha indicado el acalde. “Nos manifestaremos en la capital de España para reclamar un servicio muy necesario”, ha terminado Zaragozà.