Compartir

El Grupo Parlamentario Popular en Les Corts Valencianes ha presentado ante el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat un recurso contencioso-administrativo contra el decreto sobre el uso de las lenguas en la administración pública.

Los populares consideran que este decreto del Consell “margina y excluye” al castellano, motivo por el que presentaron unas observaciones a las que aseguran que no se les ha hecho caso.

Según Bellver el valenciano es una de las señas de identidad “más importantes del territorio” pero debe ser defendido “con la formación” y no “con la imposición”, un hecho que asegura que ya cansa a los valencianos.

Mª José Ferrer San-Segundo por su parte ha explicado que tras la interposición del recurso “la administración tiene que entregar el expediente” para formalizar las alegaciones en “mayor profundidad”. Además, ha señalado que el Consell debe tener en cuenta a todos los residentes de la Comunitat y no darse por hecho que siempre conocen el valenciano.

El Partido Popular ha alertado de que podría acabar dictándose la nulidad de los actos de la administración en caso de que se determine que hay partes del decreto nulos.