Compartir

La presidenta del Oceanogràfic de Valencia, Celia Calabuig, y el presidente del Levante UD, Quico Catalán, han inaugurado mañana el nuevo espacio divulgativo del centro, promovido por la Fundación Oceanogràfic, para explicar el proceso de “albuferización” que ya ha empezado con la naturalización del Lago Vivo, la presencia de numerosas aves del entorno, principalmente de la Albufera, y la espontánea colonización de ranas procedentes del último tramo del Túria a la altura del acuario, atraídas por los insectos que puebla las algas.

Celia Calabuig destacó que el Rincón de las Ranas es un elemento más en el Oceanogràfic pero muy significativo del impulso que se está dando desde la Fundación Oceanogràfic a la atención y cuidado del medioambiente y la fauna autóctona. Producto de esta nueva política, el Lago Vivo se ha convertido en un hogar para miles de estos anfibios. “Nadie mejor – dijo – que el Levante UD, el equipo “granota” de la ciudad de Valencia para apadrinar este rincón”.

Quico Catalán y Celia Calabuig intercambian las camisetas en la inauguración del Rincón de las Ranas.

El rincón cuenta con un mural sobre la pequeña albufera del Oceanogràfic de Valencia y tres ranas gigantes en las que los visitantes se pueden fotografiar. Igualmente se ha instalado un “paso de ranas” en la pasarela central para avisar de la presencia de los anfibios.

Por su parte, Catalán celebró la invitación y el hecho de que el equipo que representa participe en la apertura de este punto de divulgación en el Oceanogràfic y bromeó con el momento feliz que vive el equipo en el “que todo el mundo quiere convertirse en rana”.