Compartir

Mes de junio completamente anómalo. El fin de semana pasado una tromba de agua sorprendía en la provincia de Valencia donde se acumularon hasta 102 litros por metro cuadrado en seis horas en la capital del Turia. En Guadassuar se superaron los 140 litros solamente en 24 horas, todo un hito que no se repetía desde 2002.

La cantidad de agua hizo que algunas zonas de la provincia se inundasen por completo como el cementerio de Picassent o el aparcamiento del centro comercial Carrefour de Alfafar. Además, tres ancianos tuvieron que ser rescatados cuando una tromba de agua los sorprendió dentro del coche en Alginet.

Esta primavera está siendo especialmente rara puesto que está experimentado una gran inestabilidad climatológica que no se veía en la Comunitat desde 1984. Desde la Universitat d’Alacant y la Asociación de Geógrafos Españoles explican que esta situación se debe de a un calentamiento repentino del casquete polar en febrero y anuncian una posible gota fría para mitad de esta semana que podría alcanzar los 100 litros por metro cuadrado.

Las últimas tormentas provocan pérdidas de 4,5 millones de euros al sector agrario de Valencia