Compartir

Picanya ha celebrado su Día Grande de las Fiestas en honor a la Preciossísima Sang. Uno de los actos más destacados ha sido el reconocimiento a la tarea de los representantes de distintos ámbitos socioculturales de Picanya, entre ellos el poeta valenciano Marc Granell.

Éste ha tenido lugar en el Centre Cultural de Picanya, en presencia del alcalde, Josep Almenar, sus homólogos de Panazol ( ciudad de la que se cumplen 25 años de hermanamiento), la localidad alemana de Mark Erlbach, el presidente de la Diputación de Valencia, Jorge Rodríguez, y los diputados Bartolomé Nofuentes y Xavier Rius,

Durante su intervención, Rodríguez ha destacado la importancia de las celebraciones populares como un escaparate para el exterior y como seña de identidad.

El acto ha coincidido, además, con la renovación del hermanamiento con la citada localidad del país galo.

Al respecto, el presidente de la institución provincial ha resaltado la importancia de este tipo de hermanamientos entre municipios valencianos y de otros países europeos

La fiesta ha continuado con actos religiosos, culturales y musicales, como una muestra de teatro y un pasacalle popular. Picanya sigue de fiesta y voz de calle.