Compartir

Las joyas del patrimonio artístico de la Diputació de València se exhiben desde este jueves en el Museu Municipal d’Alzira, el MUMA. Un centenar de obras de artistas como Sorolla, Pinazo, Benlliure, Carmen Calvo, Miquel Navarro o Equipo Crónica, que dejan constancia de la modernidad de una institución con dos siglos de historia que, entre otros avances, se anticipó a lo que hoy serían las becas Erasmus y concedió a las mujeres artistas el mismo protagonismo que a los hombres.

El proyecto, conocido como ‘Memòria de la Modernitat’, surge de la obsesión del presidente, Jorge Rodríguez, por dignificar la institución y acercarla a las comarcas. Una buena forma de hacerlo era “compartir el increíble patrimonio artístico que guarda la Diputació en despachos y almacenes con las valencianas y los valencianos, a los que pertenecen todos estos tesoros”, ha explicado Rodríguez, que ha inaugurado una exposición que convierte a Alzira en la capital cultural de la provincia hasta el próximo mes de marzo.

‘Memòria de la Modernitat’ hace parada en la capital de la Ribera Alta tras su primera escala en Requena, donde recibió la visita de más de 7.000 personas, todo un éxito de asistencia en una comarca con 30.000 habitantes. El MUMA es desde este jueves la nueva casa de una muestra itinerante con obras como ‘El xiquet de la bola’ o ‘El Palleter declarant la guerra a Napoleó’, de Sorolla; ‘El rei En Jaume lliura l’espasa al seu fill’, de Ignacio Pinazo Camerlench; ‘Escola de Paris’, de Equipo Crónica; ‘Escriptura’, de Carmen Calvo; o ‘El Tribunal de les Aigües’, de Bernardo Ferrándiz.

Precisamente esta última, la impecable representación de la institución de justicia más antigua de Europa, es una de las principales novedades de ‘Memòria de la Modernitat’ en Alzira, junto a la escultura de Pinazo Martínez ‘El saque’, dos dibujos de Academia del Natural de Pinazo Camerlench, uno masculino y otro femenino, y un ‘Paisaje’ de Lozano.

Jorge Rodríguez ha inaugurado esta exposición artística en Alzira junto a ‘Coneix la Diputació’, la muestra paralela que comparte itinerancia con ‘Memòria de la Modernitat’ y que da a conocer a los ciudadanos la historia y los servicios que presta la institución. El alcalde de Alzira, Diego Gómez, ha sido el anfitrión de un acto que ha contado con el director del MUMA, Agustí Ferrer, el diputado de Administración General, Pepe Ruiz, el presidente de la Mancomunitat de la Ribera Alta, Txema Peláez, así como diputados, alcaldes de la comarca y los comisarios de ambas exposiciones.