Compartir

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha instado a constituir de forma “urgente” un pacto de Estado por la ciencia que contribuya a hacer frente a los retos de futuro y que permita además superar “barreras institucionales” y “restricciones presupuestarias” para sumar la “gran inteligencia” que existe distribuida “a lo largo y ancho” del país.

Puig se ha pronunciado así durante su intervención en la ceremonia de entrega de los Premios Rey Jaime I 2017, que ha estado presidida por Su Majestad la Reina Letizia. En su discurso, el jefe del Consell ha recalcado también la voluntad de la Generalitat de que la Comunitat Valenciana forme “parte activa” de este acuerdo científico de ámbito estatal desde la “lealtad institucional” para que se convierta “en un espacio de estabilidad” que “recupere, retenga y atraiga talento”.

Durante su intervención, el president ha hecho hincapié en la necesidad de “superar las insuficiencias” del sistema de ciencia y tecnología a nivel nacional. “El dilema es: inercia o futuro”, ha apostillado.

“Levantemos la insuficiente cifra del 1,2% que invierte hoy España en investigación, cuando hemos asumido, ante Europa, el compromiso de alcanzar el 2% en 2020”, ha aseverado Puig al respecto, y ha abogado por abandonar “la vía lenta” en materia de inversiones para investigación e innovación. “Abandonemos esa vía lenta, porque seguimos anclados en el nivel de inversión de 2006”, mientras “nuestros socios europeos -ha dicho- se han fijado ya un objetivo del 3%”.

Por otro lado, el jefe del Ejecutivo valenciano ha instado a “aprender de la ciencia y sus protagonistas”, así como de sus valores, para hacer frente al “haz de crisis” que padece España.

“Ninguna verdad de parte es definitiva. Y, por tanto, jamás puede justificar la ruptura de la convivencia”, ha señalado al respecto. “Razonemos, dudemos, respetemos -ha continuado-. Consigamos, como en otros momentos históricos de nuestra democracia, moldear sentimientos compartidos, aceptemos la diversidad en un marco de igualdad para todas las personas”. “Esa España que suma, esa Europa convivida nos ha hecho mejores a todos los pueblos, a todas las personas que la formamos”, ha afirmado.

El president ha declarado que, desde la Comunitat Valenciana, se defiende “un país de razones, frente a la confrontación de emociones” y “un país de ciencia que apueste por su talento y que sume racionalidad y sentimiento; cabeza y corazón”.

El president ha emplazado, por otro lado, a “no olvidar” cuestiones determinantes para el futuro como el “reto” del cambio climático, “cuyas derivadas nos llevan a episodios de sequías crónicas como la que padece especialmente la provincia de Alicante”, y ha pedido “el compromiso de todas las administraciones” para hacer frente a este problema y a otros retos como el del envejecimiento de la población o el del impacto de la nueva economía sobre el mercado laboral.

Puig ha tenido también palabras en su discurso para expresar el agradecimiento a la Casa Real por su apoyo a estos premios y a la ciencia, y ha mostrado, asimismo, el reconocimiento y gratitud de la Generalitat y la sociedad valenciana a todas las personas premiadas “por haber hecho de la ciencia y el riesgo intelectual su vocación permanente” y por “sumar sus capacidades” desde una mirada plural para contribuir al progreso social.

Galardonados de la edición de 2017

Por categorías, el ganador del Premio Rey Jaime I de Investigación Básica ha sido el doctor en Ciencias Químicas Fernando Martín García, catedrático de la Universidad Autónoma de Madrid. El jurado ha premiado su trabajo por fundar el campo de la attoquímica teórica, disciplina que posibilita calcular el movimiento de los electrones y, por tanto, predecir reacciones químicas.

En segundo lugar, el Premio Rey Jaime I de Economía ha recaído en Carmen Herrero Blanco, matemática y catedrática de Fundamentos del Análisis Económico desde 1986, por la preocupación implícita que existe en su investigación por los problemas sociales, especialmente la equidad. La profesora, junto a sus colegas de la Universidad de Alicante, ha luchado por conseguir elevados estándares académicos.

El Premio Rey Jaime I de Medicina Clínica ha sido otorgado a Josep Dalmau Obrador, actualmente miembro del Institut d’Investigació Biomèdica August Pi i Sunyer. El jurado ha reconocido su trayectoria investigadora en el ámbito de las enfermedades cerebrales causadas por mecanismos inmunológicos inducidos por el cáncer.

Por otro lado, los miembros del jurado han distinguido con el Premio Rey Jaime I a la Protección del Medio Ambiente a Anna María Traveset Vilaginés, profesora de investigación en IMEDEA (CSIC-UIB) de Mallorca. El fallo ha valorado sus aportaciones al conocimiento de la biología reproductiva de especies vegetales amenazadas y la ecología evolutiva de las interacciones planta-animal, además de su contribución a la divulgación de los ecosistemas insulares.

El Premio Rey Jaime I de Nuevas Tecnologías, quinta categoría, ha recaído en la física y profesora de Investigación del Centro de Óptica del CSIC, Susana Marcos Celestino. El jurado de estos galardones científicos ha premiado su trabajo en el campo de la visión física, particularmente sus estudios en imagen y diagnóstico ocular que han permitido desarrollar nuevas lentes intraoculares y detectar patógenos oculares e infecciones.

Finalmente, la ganadora del Premio Rey Jaime I al Emprendedor ha sido la empresaria e ingeniera informática Alicia Asín Pérez, fundadora de la compañía Libelium. Esta empresa se dedica al diseño y fabricación de sensores inalámbricos para las ciudades inteligentes. En este caso, el fallo del jurado ha valorado, entre otras cuestiones, la inversión que cada año hace en I+D y que el 90% de su facturación proviene de la exportación.