Compartir

La tenista Anabel Medina dirige el BBVA Open Ciudad de Valencia, nos cuenta cómo afronta la segunda edición del torneo, su futuro deportivo como jugadora y proyectos en los que está ilusionada.

Anabel Medina ha hablado con Diego Martínez en “Temps de Esports” para 7 Televalencia, ha resaltado que “es un torneo que queremos que dure muchos años, consolidarnos, esperamos que dentro de 30 o 40 años se siga realizando y se hable de él. No tenemos prisa en aumentar la categoría, es algo que tenemos en mente, nos gustaría porque queremos ser ambiciosos y progresar, pero yo destacaría que somos un torneo sólido, referente a nivel mundial. No creo que haya muchos torneos como el nuestro, queremos seguir entrando en el calendario mundial y durar muchos años”.

Como novedades destaca que “tenemos partidos individuales y dobles de una gran categoría, exhibición de tenis con personas con visibilidad reducida gracias a la asociación Sound Tennis. Subrayar las jornadas formativas, entre ellas la de Judy Murray, la madre de los hermanos Murray, que han sido número 1 del mundo, viene a enseñarnos su plan de trabajo para niñas que empiezan a jugar al tenis. Emocionante”.

Las instalaciones del Club de tenis Valencia, según la directora del torneo, “aportan el encanto de estar en medio de la ciudad de Valencia, es un club histórico, toda jugadora que ha venido al club se ha mostrado sorprendida porque es una instalación increíble, tenemos pistas de tierra, pistas duras, todo tipo de necesidades, sobre todo es un gran escaparate para un torneo como el que nosotros organizamos. El club a nivel nacional es uno de los mejores de España, con lo cual ya tenemos una carta de presentación muy buena, destacaría que en el Open tenemos jugadoras de 22 países diferentes con lo cual podemos decir que es un torneo internacional, vienen jugadoras de fuera a participar”.

Sobre su estado deportivo actual, Anabel, comenta que “tengo una lesión de hombro, implica hacer rehabilitación para estar al 100%, ahora estaré a un 80%, pero es cierto que si quiero jugar tengo que esforzarme en poner el hombro al 100%. Mi intención es cuando acaben las eliminatorias de Copa Federación, que es a partir de abril, el poder jugar algunos torneos para retirarme en las pistas”.

Ha sido un año inmejorable como entrenadora, “Jelena Ostapenko, con tan solo 19 años, ha conseguido ganar Roland Garros, ha acabado entre las 6 mejores del mundo, la verdad es que ha sido una experiencia espectacular, nadie nos esperábamos ese resultado, ha llegado a su fin porque no es compatible con la Copa Federación pero inicia otro proyecto bonito. Es una jugadora muy jovencita, necesita experiencia, madurar, por mi parte transmitirle la experiencia que yo he tenido como jugadora y ordenarla un poco dentro de la pista. Es una jugadora con un potencial altísimo, tiene golpes muy potentes”.

También nos habla de su nuevo papel como capitana de la Copa Federación, “me hace muchísima ilusión, era algo que tenía en mente desde hace mucho tiempo, tengo esta oportunidad y estoy muy ilusionada, con ganas de empezar en febrero”.